P&T - Propiedad Intelectual

Sant Elies 21, 3º 1ª
08006 – Barcelona, Spain

Telf.: +34 93 238 46 92
Fax: +34 93 415 07 84

Nombre (*)

Email (*)

Asunto

Mensaje

Agencia Internacional de la Propiedad Industrial e Intelectual

Patentes e Innovación

22 de octubre de 2012 |

En una reciente entrevista, Jeff Bezos, fundador y CEO de la empresa Amazon.com, habló del actual sistema de patentes como algo que si bien debería incentivar la innovación, estaba empezando a actuar como freno a la misma, dando lugar a una batalla muy poco saludable para la sociedad que podía llegar a coartar el desarrollo de toda una auténtica edad de oro tecnológica.
Las actuales guerras de patentes están dejando una clara víctima colateral: el propio sistema de patentes y su credibilidad como incentivo a la innovación.
Las patentes han sido, durante años, un sistema escasamente o nada cuestionado. De manera simplista llegaron a utilizarse incluso como termómetro, incentivando a empresas o investigadores en función del número de patentes que lograban registrar. Los llamados “patent trolls“, que juegan con la debilidad del sistema para patentar invenciones obvias o genéricas y extorsionar posteriormente a todos aquellos que las utilizan, se remontan a hace ya varias generaciones, pero están actualmente en su apogeo.
Dejar de incentivar la innovación otorgando una explotación temporal en exclusiva a quien la desarrolla supone el permitir el llamado free-riding: “que inventen otros, que yo ya copiaré sin esfuerzo”. Pero entre la amoralidad que supone el free-riding y el decir “ese terminal copia al mío porque tiene esquinas redondeadas” tiene que haber límites. Y posiblemente el límite esté, como decía un juez del Supremo de los Estados Unidos refiriéndose a la obscenidad, en el sentido común: no sé cómo definirla de manera precisa, pero “lo sé cuando la veo“.
Proteger al innovador es algo sumamente importante, pero no a costa de ralentizar el ritmo del progreso generando barreras de entrada absurdas a la innovación. Si estamos usando mal las patentes, habrá que pensar en redefinirlas, apunta Enrique Dans.